ImprimirImprimir


| Editorial

Bonomi la fuga del mafioso italiano y el recuerdo a Mujica…

Si a la mala gestión del Ministro del Interior Eduardo Bonomi le faltaba algo para terminar de desprestigiarlo,  esto se dio con la fuga de Cárcel Central, de un capo narco italiano y tres delincuentes más, todos esperando ser extraditados a Italia, Argentina y Brasil y la ocurrencia ante comisión del senado, donde  con admiración, recordó a Mujica y su fuga de esa misma cárcel  hace 45 años atrás.

En cualquier país serio, todo esto hubiera generado su  dimisión.

En el Uruguay  populista de hoy,  pese a que previamente una serie de  situaciones avisaban de esta fuga concretada,  el Ministro Bonomi, tras los hechos, se lava las manos. Para  prueba de lo mal que estamos,  pese a esta situación a todas luces de ineficiencia y corrupción,  Bonomi, no solo es apoyado por la bancada del FA , sino que se suma a esa posición, el mismísimo presidente Tabaré Vázquez, para beneplácito del MPP  y su hermano, siguiendo ambos, atornillados a sus cargos…

Si presento renuncia y fue señalada como responsable del  episodio,  la directora de Cárcel Central, y fueron separados de su cargo y están sometidos a sumario administrativos los  funcionarios policiales y de la Republicana que  la noche del domingo 23 de junio, cuando se concretó la fuga, estaban de guardia en edificio  de Jefatura capitalina.

A todo esto, el Ministro Bonomi, se mantuvo alejado del  episodio y de los medios de  opinión.  Es así que hasta esta concurrencia a la comisión del Senado,  el pasado martes 9 de julio, transcurrieron exactamente 17 días donde no brindó explicación alguna sobre esta fuga y la lamentable imagen que dejó por ello, el país.

Desde Italia, los medios de prensa, señalaron que la fuga solo se había podido concretar  con la complicidad de funcionarios corruptos . Algo que tomó mucha fuerza y credibilidad cuando se supo que Inteligencia Policial, había advertido tres meses atrás, que  el capo mafioso Rocco Morobito, planeaba fugarse y que había ofertado pagar U$S 80.000 a quienes le facilitaran la salida de Cárcel  Central.

A esa advertencia,  nadie la tomo en cuenta. El viernes anterior a la fuga,  personal de Asuntos Internos del M.I. por  otro problema que se investiga en Cárcel Central, retiraron las cámaras de seguridad, justo y casualmente por donde se fugaron tres de los delincuentes fugados. Uno, fue más audaz y salió muy campante por la puerta principal…

Tampoco se tuvo en cuenta,  que  de una  celda, apareció  días previos al escape,  una soga colgando a terraza vecina, y  tampoco alarmó, que barrotes de una celda, aparecieron removidos…  Esos hechos no alertaron a nada. Tampoco despertó a las autoridades, que la hija de Morobito, dejara días antes de la fuga de concurrir a la escuela en Punta del Este, y que  con la madre sorpresivamente desaparecieran del balneario.  Otro llamativo detalle , fue que la fuga se dio entre las 23:00 y 23:30 y recién a las 07:00 de la mañana siguiente  la guardia de Cárcel Central, se percató de la ausencia de los fugados. De nada sirvió,  que la vecina a cuyo apartamento ingresaron el capo mafioso y dos delincuentes,  en cuanto estos se fueron,  corrió a alertar al agente de guardia en la garita que da sobre la puerta principal de Jefatura.  La tomaron como una adulta mayor  desquiciada…

Todo eso, marcó que hubo demasiadas casualidades que no resisten  explicación y análisis alguno. Es evidente que hubo complicidad e inexplicable  pasividad para no tomar lógicas medidas que hubieran impedido la fuga.

De esta forma, se generó un escenario e imagen que desprestigia  y le genera vergüenza al país.  Algo de lo que lamentablemente tanto el gobierno como Bonomi,  no asumen.  Solo así, en este marco de país desorganizado, irresponsable y  corrupto  se pueden dar  este tipo de episodios  y  no causar ningún escozor en quienes tienen directa responsabilidad. No se les mueve un pelo. Simple y concretamente porque carecen de vergüenza y ética. Para completar su desparpajo y dejar en evidencia que la acción delictiva no le ha sido ajena, y  que le causa admiración,  este desubicado,  llegó a  manifestar  para  sorpresa de propios y ajenos, que una persona que se fugó de la cárcel en 1972  y  después se convirtió en presidente de la República,  fue José Mujica. Evidentemente  por ello, para él es un héroe. Queda así muy claro en que manos esta nuestra  seguridad y la lucha contra la delincuencia. Simplemente esto, no da para más. Al menos creemos que así lo deberían entender todos los uruguayos.