Banner
Banner
  la prensa google
Banner

| Editorial

En fiesta de la democracia no hay lugar para dictadores

Mostrando su  innegable intolerancia, integrantes del saliente gobierno y dirigencia del Frente Amplio, no dejan de criticar  a quien recién el próximo domingo 1º de marzo asumirá la conducción del país. Entre tanto, no han dejado de tomar medidas de ultimo momento cuyo costo, pagara el gobierno de Lacalle Pou y la concertación multicolor. Se olvidan, que entregan el país, con serios problemas tanto en lo económico como en lo social.

La realidad, marca que lejos estuvieron durante sus 15 años de gobierno nacional, de solucionar problemas y que si dejan una situación que todos vemos y palpamos a diario. Si ayer, fue una falacia aquello de que había niños que como alimento comían pasto, hoy la realidad, muestra que lamentablemente mucha gente esta viviendo de la basura. Si hubo una reducción de la pobreza, hoy en ancas del desempleo creciente, lamentablemente la pobreza en pocos años, se volvió a expandir y hoy alcanza lamentablemente, a un amplio circulo de nuestra gente.

Problemas que – no debemos  dejar de tener en cuenta - se generaron en sus gobiernos nacionales, tras  disfrutar de un gran viento de cola, desaprovechando oportunidades, aplicando políticas erróneas  y malgastando dineros públicos, como si los millones de dólares fueran vintenes. Pese a esas realidades,  siguen insistiendo en su autobombo. Y mientras ven como se les termina el ejercicio del poder, se ataca al nuevo gobierno  cuando este aun no ha asumido, endilgándole responsabilidades que aun no tiene.

Hablan de la no democracia de leyes o procedimientos y de la mala decisión de no invitar a algunos gobiernos por considerarlos dictaduras. Alertan de lo que se perderá con ese gesto, de que es un grave error.

Para ellos,  lo normal seria seguir rindiendo una inexplicable pleitesía a un dictador incapaz y corrupto como Maduro que sumergió a su país, Venezuela, en una crisis económica, social, sin parangón. Distinguir a un Daniel Ortega, otro dictador de una izquierda corrupta, violenta, violador de los derechos humanos y hasta acusado de pederasta. Ni hablemos de Cuba, donde un régimen marxista, ya hace casi 60 año, instaló una dura dictadura. Todos ellos si, posando de revolucionarios progresistas, lo que se desmiente por si solo, porque salvo la elite gobernante, el resto vive  con notorias penurias.

Países donde no tienen espacios los partidos de oposición y leyes que les permitan actuar con libertad. Tampoco existe la libertad de expresión, lo que se comprueba con el cierre y/o control de los medios de prensa y ni hablar de que se alienten elecciones libres de injerencias del poder y con periodicidad conocida y aceptada por todas las partes.

Les rechina que si se haya invitado a la presidenta interina de Bolivia,  sosteniendo que a Evo Morales, lo expulsó del poder un golpe de Estado. Se olvidan que ello se dio, tras quedar claro que intento mantenerse en el poder, manipulando una elección, en la cual de ir perdiendo, tras dos horas de “caerse el sistema”  posteriormente pasó a ganar con una ventaja exagerada y lejos de la realidad. Acción que le restó el apoyo de las fuerzas armadas, conociéndose tras ello, que acumuló riqueza y lujos que lejos están de alcanzar el resto de sus conciudadanos.

Pero se olvidan que en ese país,  ya esta planificada alentar elecciones libres y generales, controlada por representantes de organizaciones internacionales para el 3 de mayo del corriente año, retornando así a la real democracia.

Aquí  desde la izquierda, se insiste en que en Chile, Colombia, Brasil, hay serios problemas. Pero hay una  básica e importante diferencia. En todos esas naciones, sus gobernantes actuales, surgieron de elecciones  libres,  sin  manchas de denuncias de fraudes y cuando algún candidato no pudo participar, fue por decisión de una Justicia independiente y por leyes que dicen qué hacer si son violadas con anticipación.

Por lo tanto y sin romper relaciones con nadie, es justo que surjan las diferencias de invitados. Porque en toda fiesta de democracia, los dictadores no pueden ni deben participar. Porque es un estilo que ellos, no practican ni respetan. Así de claro y sencillo.

 

Banner
Banner
Mini Noticias

- Suspensión

La empresa de transporte Turil suspendió la linea Salto - Porto Alegre.

- Seguro de Paro

El confinamiento que originó el CORONAVIRUS esta provocando que varias empresas de Salto están enviando personal al seguro de paro. Entre ellas, una importante empresa de transporte de pasajeros interdepartamental, que estaría pasando al seguro el 20% de su plantilla

- Salto Shopping

CORONAVIRUS: Salto #Shopping anuncia el cierre temporal de todos los locales comerciales exceptuando la Farmacia y el Supermercado. La Terminal de ómnibus operará las 24 hs.

- Altos del Arapey

A causa del virus global COVID-19, uno de los hoteles 5 estrellas del principal centro termal de nuestro departamento cierra sus puertas hasta nuevo aviso.

Banner

Home   |   Política   |   Policiales   |   Locales   |   Editorial   |   Nacionales   |   Rurales   |   Sociedad   |   Deportes   |   Mundo   |   Variedades