ImprimirImprimir


| No hay puerto europeo seguro para ellos

151 náufragos a la deriva en el Open Armas

mi MundoinmigrantesLa Comisión Europea llama a la puerta de las capitales en busca de solidaridad. Bruselas ha señalado este lunes que mantiene contactos informales con varios países para redistribuir a los rescatados por el Open Arms y permitir así su desembarco.

Pero ningún país ha manifestado por ahora su intención de liderar el desbloqueo y, 12 días después del primer rescate, el barco español sigue pidiendo un puerto seguro para los 151 náufragos que quedan a bordo. Un segundo buque, fletado por Médicos Sin Fronteras y SOS Méditerranée, con 356 migrantes en cubierta, se suma a la exigencia de un mecanismo de desembarco.

Italia y Malta son los países europeos más cercanos al buque, pero ambos se han negado a recibir a los rescatados más allá de la evacuación médica de dos mujeres embarazadas y un hombre con síntomas de tuberculosis, además de dos mujeres enfermas junto a sus familiares.

Ningún país europeo ha mostrado aún su disposición a acoger a los ocupantes del Open Arms. España está evitando intervenir, al menos públicamente. La falta de respuesta de las autoridades italianas y maltesas, que ni siquiera permiten al barco acercarse a la costa para capear el temporal que se levantó este lunes, ha llevado a la ONG Proactiva Open Arms a tratar de presionar al Gobierno español.

Este lunes, además, el capitán del buque pidió a la Embajada española en Malta que traslade a Madrid la petición de asilo de 31 menores que aún están a bordo. La carta demanda su tramitación urgente para poder permitir el desembarco de los niños ante la “situación de incertidumbre del barco”. No está claro que el procedimiento, nada común, sea viable, pero busca involucrar al Gobierno mientras se resuelve el bloqueo.