La Prensa Hacemos periodismo desde 1888

Arrancó la temporada 2020 de F1 con el GP de Austria y lo hizo tal y como acabó la pretemporada hace cuatro meses, con Mercedes al frente.   Hamilton se impuso a Bottas, haciendo ambos uso de los neumáticos blandos en el Mercedes W11 negro. 

Ferrari evitó la comparación y no montó esos Pirelli rojos, mientras que Red Bull se quedó a seis décimas de Lewis en la única buena vuelta que pudo dar Verstappen. Aún no se pueden sacar conclusiones del orden entre los tres primeros, pero parece claro que Mercedes es el equipo a batir.

La lluvia que amenazaba con arruinar la sesión solo apareció -y de manera leve- unos minutos en la primera media hora, y no impidió que equipos y pilotos acumularan vueltas.

Carlos Sainz finalizó en la cuarta posición con su McLaren para quedar por delante del Racing Point de Sergio Pérez, que dio el susto en cuanto a fiabilidad al salir un humo blanco de su parte trasera, y también batió a su compañero Norris, que terminó sexto.

Las Ferrari no mostraron sus cartas y se situaron 10º (Leclerc) y 12º (Vettel), detrás de Mercedes, Red Bull, McLaren, un Haas y Ricciardo. A pesar de que llevan una gran actualización en este primera carrera, los Renault no pusieron el neumático blando y también hacen más complicada la comparación con los equipos de la zona media, donde McLaren y Racing Point parecen disputarse ese 'liderato'.

Mercedes hizo uso del DAS y habrá que estar atentos a si lo siguen haciendo el resto del fin de semana, ya que Red Bull amenazó con hacer una protesta legal si lo utilizan en carrera.

Para poder realizar comentarios debes ser un usuario registrado.

Consultorio Radiologico - banner
Requiem Servicio Funebre
Agencias 9,10,11
Ranking