La Prensa Hacemos periodismo desde 1888

Psicóloga Alice Zunini Cesio /
Fue declarada Ciudadana Ilustre de Veracruz, Mexico

75º Aniversario de la firma del convenio /
Salto Grande homenajeó a ex delegados de la región en el organismo

Dr. Guido Berro, 25º Jornadas de Criminología /
Salto tiene una alta tasa de suicidios superior a la media nacional

Según ha trascendido, utilizar la refinería de Ancap, ubicada en el popular y montevideano barrio de La Teja, para procesar el petróleo crudo del tipo “Brent” que compra y utiliza desde siempre el país, para destilar distintos tipos de combustibles, genera el increíble y costoso sobre precio de 240 millones de dólares anuales. Un costo que lógicamente se carga al precio de las naftas, gasoil, fuel oil y el residuo de una aceitosa pasta que es parte fundamental de los materiales que permiten elaborar el pavimento bituminoso, tan utilizado en calles, rutas y caminos.

Diferencia que se podría ahorrar, pero que por la burocracia, y la superpoblación de personal muy bien pago que tiene Ancap, terminamos pagando todos los ciudadanos de este hermoso y bendito país.

Tras difundirse la noticia, para sorpresa de todos, las autoridades de Ancap y los voceros de la fuerza política a cargo del gobierno nacional, muy ocupados en la presente campaña electoral, como es notorio y evidente se llamaron a un curioso y ensordecedor silencio. Nadie ha dicho o dado explicaciones sobre este aspecto del costo de refinar petróleo en la pequeña, antigua , pese a numerosas remodelaciones y modernizaciones que se le han realizado,

Jerarquías de Ancap, así como altas figuras del gobierno nacional y en especial del Ministerio de Industrias y Energía, se han tomado muy en serio lo de no dar explicaciones razonables. Simplemente saltaron para lo más simple y al mejor estilo fascista, se han dedicado con mucho esfuerzo, a ningunear a quienes apuntaron a esa irregularidad. Simplemente se limitan a asegurar que quienes hablan de importar combustibles refinados “No saben del tema y hablan por hablar”. Ante esa posición , como muchos no hemos preguntado: ¿Quienes conocen y tienen credenciales valederas para hablar seriamente y responsablemente del tema? ¿El actual candidato presidencial del FA, el Ing. Daniel Martínez que fue funcionario, dirigente sindical de FANCAP y presidente del directorio de la petrolera, cementera y alcoholera estatal, con actividades todas, que son notoriamente deficitarias?   Deberíamos recordar que   Martínez, quien según el mismo ha dicho, fue el que inicio “la política de inversiones que “ponen al día a Ancap en materia tecnológica”… luego siguió y perfecciono hasta fundir a Ancap con esas “inversiones” muchas de las cuales no se han puesto en funcionamiento, porque cuestan cientos de millones de dólares armarlas y el ente no esta en condiciones económicas de hacerlo, porque tanta demanda y consumo, no hay… El famoso licenciado, manchado por gastos personales con la tarjeta corporativa de la petrolera…

Lo que llamó la atención, es que después de pasar por el directorio de la petrolera, dejaron avioncito que nadie usaba salvo el licenciado, y se destacaron por haber financiado campañas tras cargos políticos, de costo millonario.

Desde la mayor empresa estatal que tiene a su cargo el monopolio de abastecer de combustibles a los uruguayos, hasta ahora, nadie ha salido a desmentir esta versión de un sobre precio de 250 millones de dólares anuales, en la tarea de destilar el petróleo en La Teja.

No dudamos, que si fuera mentira o exagerada la citada perdida millonaria que genera el sobre costo de poner en funciones La Teja, desde el gobierno nacional, el Ministerio de Industria y Energía y de Ancap mismo, no se haya salido al cruce de la versión y desmentido, con la simple y expeditiva fórmula de dar a conocer las facturas y costos que Ancap tiene al producir naftas, gasoil, fuel oil, además del residuo en pasta que permite elaborar el pavimento bituminoso para calles, rutas y caminos. Ante esta situación, parece ridículo y hasta una burla a nuestra inteligencia, de que la presidenta de Ancap, la Ing. Jara se vanaglorie de que en el ejercicio de 2018, Ancap lograra una rentabilidad de 88 millones de dólares.

Un ejemplo cercano nos lo da Paraguay. La nación guaraní, ya hace varios años que no tiene refinería propia. Tiene un parque automotor el doble del uruguayo y su economía está creciendo al 5%. Los precios de los combustibles están 35% por debajo de los uruguayos y, mirando su realidad, se comprueba que problemas estratégicos y de soberanía no ha tenido.

Comentarios potenciados por CComment

Soluciones en frio
Portada papel

Agencias 9,10,11
Ranking

Unidad Agroalimentaria Metropolitana /
Descenso en la comercialización de frutas y verduras

Fondo de Financiamiento y Desarrollo Sustentable /
MGAP devolverá excedente de dinero a productores lecheros

Selección /
El próximo lunes se podrían conocer los técnicos

Tres torneos /
Universitario jugará desde los primeros días de julio por la Copa AUF Uruguay

¿Cómo ayudar a una persona insegura?

¿Cómo cuidar la piel de rosto?

A nivel global /
Los casos de Coronavirus están a la baja

Nueva droga /
Alienta esperanza en la lucha contra el cáncer