La Prensa Hacemos periodismo desde 1888

La Organización Mundial de la Salud (OMS) no quiso pronunciarse este viernes sobre los rumores de cancelación de los Juegos Olímpicos de Tokio (pospuestos en principio desde julio de 2020 al mismo mes de 2021), aunque señaló que los organizadores deberán tener en cuenta los riesgos para tomar su decisión.

"Querríamos que los Juegos Olímpicos pudieran celebrarse, como símbolo de que nuestro mundo vuelve a reunirse, pero tras lo que enfrentamos el pasado año habrá que decidir basándose en el riesgo", comentó en rueda de prensa el director de Emergencias Sanitarias de la OMS, Mike Ryan.

El irlandés subrayó que Comité Olímpico Internacional y el Gobierno de Japón, con asesoramiento de la OMS, "están constantemente sopesando esos riesgos".

Ryan aseguró que en este tipo de grandes eventos la OMS no tiene capacidad para ordenar una cancelación, sino simplemente para asesorar, y afirmó que "la mejor manera de tener estos Juegos Olímpicos es detener la pandemia".

"Las cosas siguen siendo complicadas en muchos países, pero tenemos confianza en Japón, que ha sido uno de los gobiernos que ha conseguido mejores formas de controlar la enfermedad, incluso en entornos urbanos muy densos", subrayó.

El COI este viernes tuvo que salir al paso y desmentir informaciones sobre una supuesta decisión del Gobierno nipón de cancelar los Juegos de Tokio, algo que calificó como "categóricamente falso".

El próximo miércoles día 27 el COI tiene previsto celebrar una reunión por videoconferencia de su Ejecutiva, en la que los comités organizadores de los próximos Juegos intervendrán para exponer el desarrollo de sus preparativos.

LOS MAS CAROS

Los Juegos Olímpicos de Tokio previstos para este 2021, puestos en duda por rumores sobre su posible cancelación, van camino a convertirse en los más caros de la historia con un importe de 15.400 millones de dólares, un 20 % más debido al retraso por la pandemia y al gasto en medidas anti-covid.

El presupuesto final, que aún puede crecer en los próximos meses, superará probablemente al de Londres 2012, de 14.950 millones de dólares, así como al coste oficial de Pekín 2008, estimado en torno a los 15.000 millones de dólares por el comité organizador, aunque otros cálculos lo sitúan por encima de esa cifra.

Los 2.800 millones de dólares adicionales presupuestados para Tokio 2020 irán a parar sobre todo a la renegociación de contratos para el uso de sedes deportivas en las nuevas fechas y a costes laborales, además de a una amplia batería de medidas para prevenir contagios que aún están por definir.

Ante esta factura creciente, el COI pidió a los anfitriones "simplificar los Juegos" en todo lo posible, a lo que los organizadores respondieron recortando gastos que afectan sobre todo a delegaciones participantes invitadas y a otros gastos considerados superfluos, pero no a los atletas ni a las competiciones.

Para poder realizar comentarios debes ser un usuario registrado.

Anglo - Inscripciones abiertas 3
Requiem Servicio Funebre
Agencias 9,10,11
Ranking