La Prensa Hacemos periodismo desde 1888

El catarí Nasser Al-Attiyah (Toyota) certificó, en la duodécima y última etapa disputada este viernes entre Bisha y Yeda (Arabia Saudí), su cuarto Dakar en la categoría de coches, tras los logrados en 2011, 2015, 2019, superando en la general por 27’46” al francés Sebastien Loeb (Bahrain Raid Xtreme) y en 1h1’13” al piloto local Yazeed Al Rajhi.

El cuarto puesto en la general fue para la pareja formada por el piloto argentino Orlando Terranova y el copiloto español Daniel Oliveras Carreras, que finalizaron a 1h27’23”.

Loeb tenía una misión casi imposible por delante en el último día al tratarse de un tramo cronometrado (especial) de solo 168 kilómetros; lo intentó pero no pudo, al recortarle solo cinco minutos y 33 segundos al catarí en una etapa en la que finalizó segundo y que ganó el sudafricano Henk Lategan (Toyota)

Por su parte, el español Carlos Sainz (Audi), quien venció en la etapa de ayer jueves, acusó abrir pista y perdió 9’16” respecto al vencedor, lo que le deja en la undécima posición de la general provisional en coches.

Una clasificación a la que dijo adiós el segundo día de competición tras perder más de dos horas intentando encontrar un punto de control que, consideró, “erróneamente señalizado” en el libro de ruta; pero la organización no lo consideró así y, tanto el tres veces ganador del Dakar, como la mayoría de pilotos, vieron frustradas sus opciones a las primeras de cambio.

A pesar de esto y los problemas con los amortiguadores de Audi, la marca alemana y su innovador vehículo híbrido lograron cuatro victorias de etapa, que estuvieron a punto de ser cinco ya que el francés Stéphane Peterhansel la acarició este viernes, quedando a 49” de Lategan.

El podio lo completó un sorprendente Brian Baragwanath (Century Racing), a 1’51”.

SUNDERLAND GANA EN MOTOS

El británico Sam Sunderland, del equipo español Gas Gas, que cuenta con apoyo de la marca austríaca KMT, logró su segundo Dakar en la categoría de motos, tras ganarlo en 2017, al imponerse en la general por delante del chileno Pablo Quintanilla (Honda), ganador de la duodécima etapa disputada este viernes entre Bisha y Yeda, y el austríaco Matthias Walkner (KMT).

El mejor español sobre dos ruedas fue un Joan Barreda (Honda) que corrió desde la quinta etapa con la clavícula fracturada. Se volvió a caer en la octava y aun así finalizó en quinta posición de la general. Por su parte, Lorenzo Santolino (Sherco) finalizó en 12ª posición a 58’26” del ganador.

Una duodécima etapa, disputada entre Bisha y Yeda, que, como se preveía, no cambió los primeros lugares de la general pero que tuvo lucha hasta el final. Quintanilla le sacó cinco segundos al estadounidense Ricky Brabec (Honda) y 18" al australiano Toby Price (Honda) para finalizar un Dakar en el que iguala su mejor resultado (2º en 2020).

Comentarios potenciados por CComment

Ranking

Contenido relacionado