La Prensa Hacemos periodismo desde 1888

En estos días de otoño y sol hermoso, disfrutable, parece que el Ayuí luce más, esa parte de la Costanera Norte que es el más visitado paseo de los salteños y también de los turistas que se avienen a la ciudad, claro, en tiempos normales, no de pandemia. Sobre esto queremos decir un par de cosas. El viernes a la mañana un equipo de funcionarios de Servicios Públicos de la Intendencia de Salto estaba desmalezando la parte que da al río frente a la Placita del Ayuí, lo que es una buena señal pues el mantenimiento debe ser constante.

Pero a su vez queremos marcar que la callecita que va por atrás del Parador Ayuí, esa que se tapa fácilmente pero que por ahora se puede transitar, está muy complicada de tierra y piedras y ha perdido el bitumen. Habría que hacerle un retoque a la calle, poner quizás un caminero para los peatones pues debido a lo hermoso del lugar y la cercanía con el río Uruguay mucha gente lo utiliza pero debe andar a los saltos perdiéndose la hermosa vista del lugar. 

 

Datos con verdadero dolor presentamos. Se trata de la cantidad de gente que está muriendo en nuestras cárceles, cifras que alarman realmente. Este año van diez muertes en las cárceles uruguayas, siete homicidios y tres suicidios. Si miramos el año pasado, en 2020 hubo 33 muertes violentas, 18 por homicidios y 15 auto eliminaciones. Un año atrás, o sea el 2019 presentó 20 muertes por crímenes y 9 por suicidios. Haciendo un análisis más amplio y miramos desde 2015 181 presos perdieron la vida. De por si el número es elevado y llama la atención, pues hablamos de gente supuestamente controlada, en muchos casos medicada, aislada, que se incluye en planes de recuperación. Pero esta es la realidad a lo que se debe agregar el problema de drogas, de hacinamiento y otras causas más de deshumanización en las cárceles uruguayas que siempre están superpobladas, más desde los avances de la policía y la Justicia sobre el delito. También podemos decir que si la vida no vale nada adentro no esperemos que valga cuando salgan, y si bien no hablamos de todos los que cumplen su pena y quedan en libertad, bien podemos razonar que un  porcentaje importante de los liberados tiene enormes problemas de reinserción.

 Sigue subiendo el valor de la soja a nivel internacional y esa es una muy buena noticia para el Uruguay. Se toman como referencia los contratos a julio, y se puede decir que cerró a 557 dólares americanos la tonelada en el mercado de Chicago, el máximo valor alcanzado en los últimos doce años. La verdad que nos deja a todos contentos pues es un ingreso muy bueno para el país y también para nuestro litoral que tiene enormes expectativas en la cosecha de este año.

 

Para poder realizar comentarios debes ser un usuario registrado.

Ranking

Contenido relacionado