La Prensa Hacemos periodismo desde 1888

Israel se encamina a retomar su vida normal, tal como se vivía antes de la pandemia del COVID-19, debido a su exitoso plan de vacunación que ya ha alcanzado a casi la mitad de sus 8.84 millones de habitantes.

Las tiendas empezaron a trabajar en horarios normales desde la semana pasada, mientras que otros lugares como gimnasios, hoteles, teatros y salas de eventos culturales y musicales están ahora limitados a personas con lo que han empezado a llamar ‘pase verde': una tarjeta de vacunación que indica que se han recibido las dos dosis más de una semana antes de acudir, o bien aquellas que se hayan recuperado de la enfermedad recientemente y que comprueben que tienen una cierta inmunidad temporal.

Los titulares de estos pases podrán demostrar su estado presentando un certificado de vacunación o descargando una aplicación del Ministerio de Salud en la cual están sus archivos médicos.

«Somos el primer país del mundo que se está recuperando gracias a las millones de vacunas que trajimos», tuiteó el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu. «¿Ya estás vacunado? Obtén el pase verde y vuelve a la vida normal».

El uso de mascarillas obligatorio, distanciamiento social y la exhortación al lavado de manos constante siguen vigentes e todo el país. Están prohibidos los bailes y las fiestas en salones de eventos, mientras que los protocolos siguen obligando a los lugares de culto religioso como sinagogas, mezquitas e iglesias, a que su aforo se mantenga en el 50% del máximo.

De vuelta a clases

Los estudiantes de escuelas primarias y los alumnos de los últimos dos años de bachillerato reanudaron sus clases en aquellas localidades que tengan bajos índices de contagios. Sin embargo, los de los lugares que aún no muestren una evolución positiva seguirán estudiando desde casa. Estos últimos se han manifestado en los últimos días porque se sienten en desventaja en comparación con los que sí reciben educación presencial.

«No he ido a la escuela en un año», dijo a Reuters Rotem Bachar, un manifestante de 14 años. «¿Cómo tiene sentido abrir los centros comerciales a las multitudes, mientras que no podemos asistir a clase si incluso ellos tienen un límite de 15 a 20 alumnos y tienen otras precauciones?».

Los niños y adolescentes aún no están entre los grupos prioritarios de vacunación, ya que el gobierno ha decidido empezar por los profesionales de los servicios de salud y sanitarios, a efectivos de fuerzas de seguridad y a adultos mayores, entre otros.

Hasta la fecha, en este pequeño país de Oriente Próximo se ha aplicado al menos una dosis de la vacuna Pfizer/BioNTech a 46% de sus ciudadanos, según datos del Ministerio de Salud. La estadística ya está mostrando que se redujo un 95.8% el riesgo de sufrir la enfermedad en cuadros graves y leves entre los que fueron inoculados.

Israel ha registrado más de 740.000 casos y 5.500 muertes por COVID-19, lo que genera críticas por la aplicación a veces irregular de Netanyahu de tres cuarentenas obligatorias nacionales. El gobierno ha prometido que no habrá un cuarto bloqueo general a medida que Netanyahu se presenta para una nueva reelección.

Para poder realizar comentarios debes ser un usuario registrado.

Anglo - Inscripciones abiertas 3
Requiem Servicio Funebre
Agencias 9,10,11
Ranking